Cali

Restos de Mónica Molina están con su familia luego de 32 años

La exmilitante del M-19 murió en la toma al Palacio de Justicia. Familia reclama justicia. 

Entregan restos de militante del M19 muerta en el Palacio de JusticiaTras 32 años, la Fiscalía entregó en Cali los restos de Mónica Molina, quién era militante del M19 y murió en la toma al Palacio de Justicia.
Entregan restos de exmilitante del M19

Juan Pablo Rueda Bustamante / EL TIEMPO

21 de enero 2018 , 09:00 a.m.

El coliseo principal del colegio Inem, en Cali, se llenó de nostalgia al recordar a Mónica Molina Beltrán, una de las personas más jóvenes en fallecer tras la toma del Palacio de Justicia el 6 y 7 de noviembre  1.985.

A las 9:00 de la mañana comenzaron las honras fúnebres, cargadas de un minuto de silencio que, además, buscaban hacer un homenaje a las víctimas de la violencia en el país. 

De Mónica hay contadas fotografías. Casi todas y otros papeles los destrozaron los allanamientos a la casa de su familia en Cali.

Pero el recuerdo, como estudiante, deportista y mujer que creía en un país más justo, no se borrará de su mamá Bertha y sus seis hermanos.

Hoy, la familia la recordó con algunos de sus restos en la mano, pues la joven se vinculó al Movimiento 19 de Abril (M-19), como dicen ellos, "buscando un mejor país"

Mónica Molina Beltrán, ex M19 asesinada en Bogotá

La concejala Caleña, Patricia Molina, durante las palabra protocolarias

Foto:

Juan Pablo Rueda / El Tiempo

La noticia corrió. A través de Caracol, el magistrado Alfonso Reyes Echandia dijo: “Estamos en un trance de muerte. Ustedes tienen que ayudarnos. Tienen que pedirle al Gobierno que cese el fuego. Rogarle para que el Ejército y la Policía se detengan… Ellos no entienden. Nos apuntan con sus armas…”

Historia de Colombia

Toma del Palacio de Justicia, 1985

Foto:

Felipe Caicedo / Archivo EL TIEMPO

Luego el silencio radial y de televisión. A los Molina Beltrán les dijeron que Mónica estaba en el Palacio y viajaron hasta los cercos herméticos alrededor del edificio que estuvo 28 horas en llamas. Allí esperaron al lado de dolientes de magistrados, empleados de Justicia y de una cafetería.

En periódicos, la foto de ‘Marcela’, como se conocía en el M-19 a Mónica, aparecía entre los rebeldes encabezados por Luis Otero.

De 19 años, ella estudió hasta cuarto de bachillerato en el Inem en Cali, como sus hermanos. Dos años antes de la toma se fue a vivir con su padre en Bogotá. Eran épocas de entusiasmo estudiantil por la lucha contra la desigualdad.

Mónica Molina Beltrán

Mónica Molina Beltrán murió en la toma del Palacio de Justicia en Bogotá, en 1985

Foto:

Archivo particular

“Mi hermana nunca fue reconocida por el Estado como desaparecida”, dice Patricia Molina, ingeniera química que con los años llegó al Concejo de Cali, por el Polo Democrático.

Restos de Mónica Molina Beltrán

Cientos de personas asistieron a la entrega de los restos.

Foto:

Juan Pablo Rueda / El Tiempo

La familia no perdió las esperanzas, pasando por más allanamientos. El padre de Mónica, Jorge Humberto Molina, murió de infarto cuatro años después de la toma.
María Fernanda Molina, de quienes decían parecía melliza de su hermana Mónica, viajó a Bogotá siempre tras la verdad. “No era sencillo saber de una hermana en un país con poderes criminales”, dice Patricia.

Los Molina lloraron el 19 de abril de 1998 el crimen en Bogotá del abogado Eduardo Umaña Mendoza, quien logró que en el caso Palacio se exhumarán los restos de 90 personas en una fosa del Cementerio Sur de Bogotá; y denunció a paramilitares por el exterminio de la Unión Patriótica y la masacre de Trujillo. Su muerte fue ordenada por Carlos Castaño Gil.

Desde entonces se supo que Pablo, compañero sentimental de Mónica, estaba en la fosa

Pasaron años de silencio. Solo se reconocía la muerte de una guerrillera, Irma Franco.
El 13 de septiembre de 2014 la Fiscalía anunció que entre los huesos y ceniza en la fosa estaban ‘Marcela’ y ‘Violeta’. La noticia fue dura porque terminaba cualquier esperanza de vida.

Mónica Molina Beltrán, ex M19 asesinada en Bogotá

Los asistentes conocieron más de la historia de Mónica

Foto:

Juan Pablo Rueda / El Tiempo

El 14 de diciembre de 2014 la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) condenó a la Nación por el holocausto del Palacio.

La entrega de los restos de Mónica trae un alivio a su mamá Bertha Beltrán, y a sus hermanos Patricia, Claudia, Adriana, María Fernanda, Gustavo Adolfo y Carlos Humberto, quienes aún aguardan un país más justo como ella quería. Esperan que algún día aparezca la verdad del Palacio y saber si de allí ella salió viva

CALI 

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA