Cali

La jubilación con honores de Iron y Paco

Durante ocho años estos belgas malinois detectaron la presencia de explosivos y de droga

Perros de la Fuerza Aérea se jubilaron en CaliIron y Paco, tras 8 años de labores en la Base Marco Fidel Suarez como perros antiexplosivos y de narcóticos, gozarán de un merecido descanso con dos familias que decidieron adoptarlos luego de servir valerosamente a la patria. Con honores fueron despedidos.
Perros se jubilaron de la Fuerza Aérea

Juan Pablo Rueda Bustamante / EL TIEMPO

19 de mayo 2018 , 08:30 a.m.

Iron un belga malinois, especializado en la detección de narcóticos, y Paco, otro belga malinois, experto en la búsqueda de explosivos, después de ocho años al servicio de la Base Aérea Marco Fidel Suárez, se retiran.

“Da mucha nostalgia que se vayan después de tanto tiempo y tanto cariño, nostalgia por entregarnos tanto a la Fuerza Aérea”, decía Néstor Gómez Rivero, técnico tercero encargado de los caninos en la Escuela.

jubilación de perros

La nostalgia fue evidente durante la despedida de los caninos.

Foto:

Juan Pablo Rueda Bustamante / EL TIEMPO


Iron y Paco fueron despedidos con una ceremonia honorífica, donde militares y civiles se formaron para decirles adiós. Los caninos recibieron sus respectivos pendones de tiempo de servicio.

El belga malinois es una raza resistente al clima frío y al clima cálido y es muy enérgica para las operaciones militares.

Estos caninos trabajan dos horas diarias por ocho de descanso; se encargan de revisar los paquetes, vehículos, objetos abandonados, jardines y parques, en Cali y fuera de la ciudad, donde los necesiten.

Su entrenamiento dura un año y prestan su servicio durante ocho años.

En la Escuela Militar de Aviación disponen de patios de recreo y de guacales que funcionan como cuartos de descanso.

Los caninos son entrenados en la Base Aérea de CAMAN, en Madrid, Cundinamarca. Ahí, permanecen entre ocho o nueve meses, según la especialidad, antiexplosivos, antinarcóticos o divisas; después van a las diferentes Bases.

Por lo general, son entrenados tres veces a la semana, en obediencia básica, y en reforzamiento de sustancias.

“La pelota es el premio del canino, al encontrar la sustancia son recompensados con el juego por parte del guía, que es un sistema de cobro”, contó el técnico Gómez Rivero.

jubilación de perros

La pelota es el máximo estímulo que tienen los perros quye son entrenados en diferentes labores, pues el juego es lo que más les llama la atención.

Foto:

Juan Pablo Rueda Bustamante / EL TIEMPO


Iron y Paco descansarán donde una familia que los adoptó y en la Escuela Militar Marco Fidel Suárez quedarán, otros belgas malinois.

“Paco nos dio la gran seguridad, a todo el personal de la Base Aérea, de que nunca íbamos a tener un explosivo en la Base o en los alrededores; con Iron, fue la seguridad de cero sustancias dentro y fuera de la Base”, señaló el técnico Gómez Rivero.

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA