Cali

Tras 22 años de litigio, conductor por fin puede disfrutar predio

José Vicente Llanos tenía 26 años cuando empezó litigio por predio en el Valle. Ganó ahora a los 48

Foto:
28 de noviembre 2017 , 10:16 a.m.

De su papá, hasta los 9 años de edad, José Vicente Llanos Tenorio solo supo que se trataba de un hombre alto, mono, fornido, que trabajaba como conductor. Llevar su mismo nombre y apellido llevó a un conocido de su mamá, Guadalupe, a decirle que trabajaba con alguien con esa identidad, y con algún parecido al niño.

Así se produjo el encuentro y de inmediato José Vicente Llanos Muñoz reconoció al niño como su hijo y empezó una estrecha relación. Luego, 17 años después, a sus 26 años, su papá falleció.

De eso hace 22 años y todo este tiempo ha sido de despacho en despacho, citaciones, audiencias y hasta prueba de ADN en el litigio para que se le reconociera el derecho a una parte de los bienes que dejó su papá: una finca, un apartamento y un carro.

Ahora, ya de 48 años, espera que estos días se le haga entrega de la finca, tras la decisión de la Sala Civil del Tribunal Superior del Valle que confirmó un fallo del Juzgado 16 Civil del Circuito de Cali del 30 de mayo de 2017 que lo reconoció con derecho al predio, de unas tres hectáreas ubicado en la vereda El Chocho, del municipio de Yumbo.

En todos estos años ha tenido como su representante al abogado Alejandro Arenas. “Mis recursos no me daban para pagarle, en todo este tiempo no le he dado un solo peso, confié en él para este proceso y ahora está la satisfacción de que las leyes nos dieran la razón después de tanto tiempo. Aquí sí aplica el dicho que la justicia cojea, se demoró, pero llegó”, cuenta José Vicente, que siguió de su papá el oficio de conductor.

Y relata que su papá y su mamá se conocieron en Putumayo, a raíz de la construcción de una vía y terminada la obra, él regresó a Cali. A los meses de su nacimiento su mamá también se vino, pero en todos esos años sus padres no tuvieron contacto.

Pero tras ese encuentro entre padre e hijo fue una cercana y grata relación, que se mantuvo cuando su papá conoció a una instructora de baile con la que convivió y tuvo una parejita. 

Con la nueva esposa de mi papá tuve una relación de fraternidad, pero una vez él murió se acabó la armonía y ella me desconoció en la herencia


“Aunque mi papá me reconoció y todos esos años hubo mucha cercanía, su esposa me desconoció a la hora de la repartición. Un apartamento en Yumbo quedó para mis otros hermanos por parte de padre y un carro, y para la finca ella quiso que se le reconociera el derecho por prescripción, la tenencia por los años que estuvo en la finca”, cuenta.

Y refiere que así el papá lo hubiera reconocido como hijo, la señora pidió pruebas de ADN y acudió a otras medidas en su propósito de evitar que él tuviera derecho al predio y que los estrados judiciales declararan que adquirió el bien por prescripción extraordinaria.

El abogado Arenas expresa que fue una persistente labor, durante 22 años, pendiente del proceso, sin recibir durante ese tiempo un solo peso. 

Es uno de los abogados que está al frente de la Colegiatura de Abogados de Cali y dice que en ahora que tan cuestionada esta la Rama de la Justicia y la labor de algunos abogados, esto muestra que hay correcta justicia, así sea demorada, y que son más los abogados que ejercen su oficio honestamente. 

Ella debía demostrar mínimo 20 años de tenencia. Pero el Juzgado 16 Civil del Circuito de Cali estimó que ese requisito no se cumplió, fallo que ratificó el Tribunal Superior del Valle.


Fue ella la que inició el litigio para el reconocimiento de la propiedad y puso de presente el pago de servicios, impuestos, siembras, mejoras y otros gastos. A esa pretensión se opuso José Vicente hijo y se inició el litigo que duraría 22 años.

Pero ella debía demostrar mínimo 20 años de tenencia. Pero el Juzgado 16 Civil del Circuito de Cali estimó que ese requisito no se cumplió, fallo que ratificó el Tribunal Superior del Valle.

“Lo cierto es que no se cumple con el requisito temporal de 20 años. Decantado lo anterior bien pronto se advierte la improsperidad del recurso vertical en estudio teniendo en cuenta como fecha cuando se inició su posesión la actora -el 5 de diciembre de 2006- resulta ostensible que a la fecha cuando se inició el reparto de éste, el 1 de febrero de 2011, únicamente habían transcurrido 4 años y dos meses. Y como eran los 20 al juez de primera instancia no le quedaba otro camino que negar las pretensión como en efecto resolvió”, ratifica el Tribunal.

Y también fue negada su pretensión de que José Vicente pagara 185 millones por gastos de mantenimiento de la finca.

José Vicente espera poder pasar Navidad y Año Nuevo en el predio por el que durante 22 años mantuvo un callado pero persistente litigio.   

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA