Bogotá

Altavoces de TransMilenio no funcionan y los ciegos están perjudicados

Por norma, los operadores deben instalar dispositivos sonoros que indiquen las paradas.

Problemas para ciegos en TransMilenio

Luisa Moreno, invidente, es guiada por su perra-lazarillo. Otros invidentes no cuentan con este animal como ayuda.

Foto:

Rodrigo Sepúlveda. EL TIEMPO

02 de julio 2018 , 07:21 p.m.

Si no fuera por su perra guía, Luisa Moreno navegaría en TransMilenio (TM) como un barco sin rumbo. La falta de dispositivos sonoros dentro de los buses articulados para informar de cada parada hace que la experiencia diaria de esta invidente sea un verdadero drama.

De lunes a viernes y a primera hora de la mañana, Luisa se dirige desde su casa en el barrio Tuna Baja hasta el portal Suba. Sale en compañía de Asahi, una golden retriever entrenada para ser su lazarillo. Desde los primeros metros, el asunto se complica. Como la estación próxima a su vivienda es la última del bus alimentador, este siempre viene lleno y la gente no suele prestarse para ayudarla a subir. Así es que hace tiempo decidió utilizar un bicitaxi como transporte inicial.

Una vez accede al portal, guiada por el animal, se acomoda en la plataforma correspondiente y espera el articulado C29, que la llevará hasta la estación Profamilia, en Chapinero, tras recorrer las troncales Suba y Caracas. Si hay poca gente esperando, es sencillo el acceso, incluso puede sentarse en una silla azul preferencial. En cambio, cuando hay tumulto, acceder es un lío, pues los usuarios no respetan la fila, se le adelantan, entran empujando, cada quien trata de ganarse un puesto y la perra aulla porque sobran los imprudentes que le pisan alguna de sus patas.

Tras abordar, la incertidumbre continúa. Con los ojos cerrados y cubiertos por gafas negras, solo ve tinieblas. Espera que un altavoz del articulado vaya indicando, parada tras parada, cuál es la estación de turno, pero el aparato no funciona la mayoría de las veces: “Diría que solo dos de cada diez buses los tienen en funcionamiento”, advierte Luisa, quien avanza en su recorrido sin saber dónde está.

Cuando hay tumulto, acceder es un lío, pues los usuarios no respetan la fila, se le adelantan, entran empujando, cada quien trata de ganarse un puesto

Ante la falta de la guía auditiva que le permitiría ubicarse en su recorrido, no le queda más remedio que acudir a la buena voluntad de los no siempre dispuestos ciudadanos para saber en qué momento descender. Otras veces intenta contabilizar las estaciones en las que el bus se detiene, pero como los semáforos también obligan a que la ruta pare por momentos, el asunto se presta para confusiones.

No hay cultura ciudadana y la gente colabora muy poco”, se lamenta ella, quien trabaja en el Instituto Nacional para Ciegos (Inci). “Si tuviera que darle una calificación a TM, de 1 a 10, sobre las ayudas para la población invidente, les pondría 2. Han desmejorado mucho, porque antes era más frecuente que uno se subiera a los articulados y encontrara los altavoces activados”.

Otra opción que a veces utiliza es una aplicación móvil con localizador satelital, denominada Lazarillo, creada para la población ciega. Esta indica la ubicación en tiempo real a través de audio; el problema es que demanda un teléfono inteligente y plan de datos móviles, por lo que no toda la comunidad de ciegos la puede usar.
“Hace dos semanas estoy yendo a visitar a mi esposo enfermo, en el sector de Santa Isabel, usando la troncal de la carrera 30. Nunca, desde que me estoy montando en esos buses, me ha tocado uno que cuente con los altavoces”, denuncia Luisa.

Si tuviera que darle una calificación a TM, de 1 a 10, sobre las ayudas para la población invidente, les pondría 2. Han desmejorado mucho

Incumplen

EL TIEMPO efectuó un recorrido por las troncales Autonorte, Caracas, Suba, carrera 30, Américas y calle 80, y se montó en 20 buses, escogidos de manera aleatoria, para contrastar la queja de la invidente y del propio Inci. Solo cinco de los articulados abordados cumplían con esta ayuda sonora, o sea que el 75 % no es incluyente en ese sentido.

En el 2003 fue instalada una acción popular para exigirle a TM que adecuara buses y estaciones con altavoces que ayudaran a los ciegos, pero antes de que un juez fallara, el Distrito tomó la decisión de hacer obligatoria esa adecuación técnica. Desde entonces, los operadores deben ofrecer buses con esos dispositivos.

Ante la evidencia del incumplimiento de esa medida, EL TIEMPO se dirigió a TM. La entidad respondió: “La totalidad de la flota nueva (unos 2.000 automotores) que se ha incorporado al componente troncal cuenta con dispositivos de información visual y auditiva, anunciando paradas y destino de la ruta. Pero al tratarse de equipos electrónicos, sus patrones de falla son aleatorios y, por ende, su identificación es una labor compleja”.

Al cuestionar por el alto número de vehículos que no cuentan con los señalados elementos, TM agregó: “Se realizan auditorías aleatorias durante la salida de operación de los vehículos; en caso de detectar falencias, se ordenan los correctivos necesarios, y en caso de persistencia de las fallas, los concesionarios son objeto de desincentivos económicos. Resultados de las auditorías indican que el porcentaje de afectación fluctúa entre un 3 % y un 10 % de la flota troncal, reiterando que no es posible determinar con certeza el porcentaje de equipos con fallas”.

Sobre la problemática, el director del Inci, Carlos Parra, le exigió a TM garantizar más vigilancia, e inclusión de la población invidente y de otras en condición de discapacidad. “Sabemos que un sistema masivo presenta dificultades, pero los ciegos estamos pasando unas dificultades grandísimas porque el sistema no funciona como debe ser”, comentó Parra. “Estos dispositivos benefician a los ciegos y también a aquellos que por la incomodidad de los buses no alcanzan a ver las paradas. Incluso para quienes no conocen la ciudad, o son turistas, es una gran ayuda”, concretó.

BOGOTÁ
Felipe Motoa Franco
En Twitter: @felipemotoa

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA