Bogotá

Así fue la primera jornada del 8.° Congreso de Movilidad

Congreso inició con ideas en común: el carro particular debe usarse menos; buses y ciclorrutas, más.

Congreso de Movilidad

El encuentro se realizará en Corferias entre el 4 y el 6 de abril.

Foto:

Cortesía Transmilenio

04 de abril 2018 , 08:26 p.m.

El embajador de Argentina en Colombia, Marcelo Stubrin, señaló que Buenos Aires y Bogotá tienen mucho que compartir en cuanto a buenas prácticas de movilidad. Así lo advirtió durante la apertura del 8.° Congreso Internacional de Movilidad y Transporte, que arrancó este miércoles en Corferias.

“Buenos Aires tiene 24.000 buses y microbuses en su zona urbana, así como 380 kilómetros de líneas de metro. Estamos convencidos de que el camino para aliviar la congestión y tener ciudades con mejor calidad de vida es apostarle al servicio público de transporte”, expresó el funcionario, quien destacó el impacto que el sistema TransMilenio (TM) ha tenido en la capital colombiana.

A su turno, el ministro de Transporte de Colombia, Germán Cardona, recordó que hace más de dos décadas visitó la ciudad de Curitiba (Brasil) y allí observó un naciente sistema BRT (tipo TM), que quiso implementar en su ciudad de origen, Manizales, pero que por cuestiones espaciales y presupuestales no fue posible.

“Sin embargo, en Bogotá el entonces alcalde Enrique Peñalosa sí le apostó a ese modelo y hoy es el más grande sistema BRT del mundo. Es un gran trabajo que se ha hecho en estos años, y por eso el Gobierno Nacional está comprometido con la ciudad para complementarlo con el metro”, destacó Cardona.

El alcalde mayor se dirigió al auditorio, copado por expertos y periodistas, tanto nacionales como extranjeros. En su exposición, el mandatario enfatizó en el modelo de ciudad que pretende legarles a los bogotanos. Rememoró cómo en su primer mandato (1998- 2000) comenzó a rescatar espacio público y peatonal que los carros particulares les quitaban a las personas que caminaban. Apuntó que con los miles de bolardos que instaló en el Distrito logró que la gente pudiera circular por miles de aceras sin el estorbo de los vehículos, que no pagaban nada por ocupar esas zonas y afectaban a la mayoría.

“Aun así, estimamos que solo el 5 por ciento de las aceras de Bogotá tienen las condiciones adecuadas. Por eso en las futuras avenidas que estamos contratando para construirlas (ALO, Molinos, etc.), todas tendrán andenes de mínimo 12 metros de ancho, y ciclorrutas. Las autopistas, que funcionan como cercas exclusivas para carros, no sirven como solución para la movilidad”, adujo Peñalosa.

Una de las medidas que anunció el alcalde para tratar de convencer a las personas con mayores recursos para que usen el transporte público, dijo, es construir el metro y desarrollar troncales por toda la ciudad. Además, concretó que en el Plan de Ordenamiento Territorial (POT) que está en proceso de elaboración se espera desestimular la adecuación de estacionamientos en edificios públicos y privados.

Entre sus apuntes finales indicó que no se descarta la generación de nuevos impuestos sobre los vehículos particulares, con vistas a usar esa recaudación en la financiación de más transporte público.

Experto

Una de las conferencias que más atrajo espectadores fue la dictada por Jeff Speck, planeador urbano de Estados Unidos que explicó cómo las ciudades deben enrutarse en la adecuación y conexión de zonas peatonales, teniendo en cuenta que esa infraestructura ayuda a la movilidad y reduce hasta en un 30 por ciento el riesgo de diabetes y obesidad, pues invita a las personas a salir del sedentarismo, al contrario de lo que genera el carro privado.

‘Deberían extender el TransMilenio’

“Lo que debe hacer Bogotá es seguir expandiendo el sistema TransMilenio y unirlo a un sistema férreo para así proteger el transporte público y evitar que los viajes en carro particular aumenten”, asegura Juan Carlos Muñoz, director del Centro de Desarrollo Urbano de la Universidad Católica de Chile.

El experto, quien es invitado al Congreso de Movilidad y Transporte que se realiza en Corferias, aseguró que hoy en el metro de Santiago de Chile, que tiene 120 kilómetros, se mueve al día la misma cantidad de pasajeros que TransMilenio, que tiene 114 kilómetros de troncales (2’500.000 usuarios). La diferencia radica en que en Bogotá se ha logrado mantener baja la cifra de viajes en carro privado (16 por ciento) y han aumentado los recorridos en bicicleta (8 por ciento), mientras que en la capital chilena los desplazamientos en vehículo particular son altos, alcanzan casi el 40 por ciento.

Frecuencias en las rutas

Según Muñoz, uno de los grandes problemas que se presentan en los viajes tanto en Chile como en el Distrito es que no se cumplen con las frecuencias establecidas.

“En Santiago hay un problema y es que se programan los buses para que pasen cada tres minutos, pero no circulan con esa frecuencia. Lo que sucede es que pasan tres juntos cada nueve minutos y esto se convierte en un daño severo al nivel de servicio, confiabilidad y al tiempo de espera del usuario, y de igual manera pasa en Bogotá con los buses del Sistema Integrado de Transporte Público (SITP) y con algunas rutas de TransMilenio”, describe.

Agrega: “ahí viene mi recomendación para los diseñadores de TransMilenio y transportes masivos y es que deben tener en cuenta que es urgente repensar en los servicios expresos, con un cuidadoso horario y cumpliendo las frecuencias, pensando en los usuarios”.

FELIPE MOTOA
EL TIEMPO

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA