Bogotá

¿Es más adecuado decir 'Bogotá, mejor para todos y todas'?

Un juez le ordenó al Distrito ajustar su lema. Esto opinan la RAE y Florence Thomas.

Bogotá panorámica

Desde el inicio de su alcaldía, el alcalde Peñalosa 

Foto:

Juan Diego Buitrago / El Tiempo

14 de diciembre 2017 , 02:11 p.m.

El juez Luis Octavio Mora Bejarano decidió el pasado 4 de diciembre que la Alcaldía de Bogotá debe dar cumplimiento a un Acuerdo del Concejo del 2009, que promueve el uso del "lenguaje incluyente" en el Distrito en documentos y eventos públicos, en medios de comunicación oficiales y decretos, además de conceptos, periódicos, afiches, páginas web y folletos. 

Así, según la orden del juez, tras una acción instaurada por el representante a la Cámara del Polo Democrático Alirio Uribe, el lema de la Alcaldía de la capital 'Bogotá, mejor para todos' debe cambiar por 'Bogotá, mejor para todos y todas'.

La decisión ha generado un amplio debate sobre los costos que podría suponer para el Distrito asumirla, si basta con el 'todos' para incluir a hombres y mujeres en el mensaje, o si cambios como el ordenado en el fallo son más que necesarios para reivindicar y fortalecer la lucha de las mujeres por la igualdad.

Darío Villanueva, presidente de la Real Academia Española, se refirió en la mañana de este jueves en la 'W Radio' a la decisión del juez Mora, al señalar que es "mejor" la versión original del lema de la Alcaldía.

Esto, "por razones fundadas en la naturaleza de nuestra lengua y de nuestro idioma". 

"Es un asunto que es polémico y conviene tener la mente fría al tratarlo. En nuestros países siempre ha sido de cortesía comenzar una conferencia diciendo señoras y señores, es decir, que tenemos pautas de comportamiento verbal que no apuntan hacia ninguna discriminación sexista", aseguró. 

"Pero otra cosa distinta -alertó- es que la gramática de la lengua española tiene precisamente en el masculino un género inclusivo, y si esto se altera, la economía del lenguaje, que es uno de los principios básicos de todas las lenguas, acabaría prácticamente destruyéndose". 

Puso por ejemplo que si alguien hablara ante un público señalando inicialmente "estamos todos y todas", no podría decir después "reunidos", sino "reunidos y reunidas, y así sucesivamente". Así, dijo, se podría "hacer inviable" una buena comunicación "rápida, directa y eficaz". 

De otro lado Florence Thomas, feminista (y columnista de este diario), dijo que desde que conoció el lema de la Alcaldía de Enrique Peñalosa (Bogotá, mejor para todos), se preguntó "¿qué es esto?" y concluyó que la administración "metió la pata", pues ya eran varios los fallos y resoluciones que ordenan el uso del lenguaje incluyente.

“Es absolutamente indispensable (el lenguaje incluyente) en comunicaciones de la alcaldía, administrativas, en resultados de investigaciones de ciencia social (...) se tiene que mencionar a las mujeres. Hace tiempo luchamos por esto y seguramente nos van a decir que es insoportable, que es una mamera, pues que lo digan. Pero lo que no se nombra, no existe. Hace mucho luchamos y esta es una lección para la Alcaldía", dijo. 

Sobre los planteamientos de Villanueva, en cuanto a que incluir expresiones como "todos y todas" alteran la economía del lenguaje y la eficacia de la comunicación, Thomas señaló que esos "no son argumentos". 

"La Academia piensa que el español es una lengua muerta, pero es una lengua viva. No les preocupa incluir términos ingleses en el vocabulario cada tanto, pero cuando se trata de decir 'mejor para todos y todas' entonces ahí si les parece terrible", concluyó.  

ELTIEMPO.COM

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA