Archivo

Niño sano, niño feliz

Los niños están de fiesta, y mientras sus padres los invitan de paseo este fin de semana o les compran algún regalo, las autoridades de salud aprovechan esta celebración del Mes de la Niñez, para llamar la atención de cada hogar, en el sentido de que es allí en donde se deben forjar grandes estrategias para que crezcan sanos y fuertes. Es desde la casa de donde parten los deseos del niño de hacer deporte, de jugar, de crear, de leer, de compartir, de comer bien y de dormir suficiente, aspectos que son fundamentales en su desarrollo.

29 de abril 2012 , 12:00 a.m.

Precisamente, en todo este objetivo, el juego y la lúdica marcan un papel importantísimo, y por eso mismo se motiva a los padres para que jueguen con sus hijos, compartan con ellos, se vuelvan también chicos y se diviertan a su lado.

"Son el futuro del país y por ende todos los días debemos consentirlos, mimarlos y estar pendiente de ellos", dice Irma Salazar, jefe y asesora pedagógica de la Corporación Día de la Niñez, que lidera esta celebración el último sábado de abril, pero que se extiende a todo el mes y a todo el año, porque todos los días deberían ser para jugar, compartir y motivar a los niños a vivir bien, a crecer sanos y a adquirir hábitos saludables para toda la vida.

Claro que si de su bienestar se trata, hay que ir mucho más atrás, es decir, que para tener una familia sana hay que cuidarse desde antes del embarazo y llegar a este con "excelentes condiciones nutricionales y de salud en general", dice Hernando Villamizar, pediatra y neonatólogo, presidente de la Asociación Latinoamericana de Pediatría (Alape)