Archivo

Industria en guardia

14 de abril 2012 , 12:00 a.m.

Independientemente de si este cambio en los gustos es pasajero o no, la tendencia ha obligado a algunas marcas a reaccionar. Gartner, compañía de investigación de tecnologías, predice que en cuatro años, la mayoría de consumidores considerará la posibilidad de acceder a Internet desde sus vehículos como un criterio clave en la compra de un auto nuevo.

Por eso, General Motors se asoció con MTV Scratch, una división de Viacom. La idea es modificar elementos desde el tablero de mando.

Ford tiene en marcha un sistema de entretenimiento por voz y otro, fabricado con Microsoft, que sincroniza todos los dispositivos en los autos.