Archivo

FORO DEL LECTOR

08 de abril 2012 , 12:00 a.m.

Aquellas semanas santas Señor Director: En realidad sí se ha perdido la fe en la Iglesia católica, que parece que no se actualiza. Yo soy católico practicante, pero mis hijos no van a misa, no les atrae. No es culpa mía; ellos dicen tener fe, oran para costarse, pero el templo no los llama. Creo que en muchos hogares es así. Los sacerdotes tienen que ser más imaginativos, más cercanos con los fieles. La Iglesia también debe ser más educativa, practicar más la caridad pública y preocuparse más por los problemas sociales. La fe mueve a los pueblos, hace buenos ciudadanos. No puede decaer.

Ángel María Aguilar Bogotá * * * * Señor Director: Sobre su editorial de este Jueves Santo 'Una semana diferente', sí es muy diferente la Semana Santa a la que vivíamos hace unos años, cuando se practicaba un verdadero período de recogimiento y asistencias masivas a los actos religiosos. Aunque es menos la gente que conserva estas tradiciones religiosas, uno va a las iglesias en los días santos y se ve mucha devoción.

Lamentablemente, la época actual es muy materialista.No se hace sino promocionar vacaciones, playas, viajes, pero es muy escasa la invitación a la gente a vivir la religiosidad. El mundo está muy alejado de Dios. Se hace necesaria la educación en valores. Y volver un poco a la otrora Semana Santa.

Lucía Correa .

La vida en libertad Señor Director: Un abrazo grande de bienvenida a todos los soldados y policías liberados. El tiempo que la guerrilla les arrebató no lo pueden recuperar, pero lo que sí deben y tienen que hacer las instituciones a las que pertenecen y las familias es un permanente acompañamiento. Sobre todo sicológico, para que se readapten a la vida en libertad, pues un lapso tan grande de privaciones, vejámenes y sufrimientos deja una huella de dolor que requiere de un tratamiento profundo para evitar hechos lamentables, como los que han ocurrido con algunos exsecuestrados.

Celina Acevedo Plata * * * * Señor Director: Bienvenidos nuestros militares a la libertad. Esperemos que todas aquellas personas retenidas recuperen la suya pronto y que en la selva, pulmón del mundo y hogar de nuestra biodiversidad, solo quede nuestra maravillosa fauna.

Y allí debe quedar. Recordemos que no son mascotas como equivocadamente dice este diario en primera página.

Nuestros compatriotas vivieron unos años duros y tristes, lejos de sus seres queridos y su vida cotidiana. Cuando sacamos animales como micos, aves, cualquier ser viviente, los alejamos de sus vidas naturales y los condenamos a una muerte segura, en jaulas, con una comida que desconocen, sin poder reproducirse, viviendo vidas solitarias y tristes. Ellos pertenecen a la selva, así como nuestros secuestrados pertenecen a la libertad.

Vicky Vergara * * * * Señor Director: Primeramente mi voz de gratitud para el periódico EL TIEMPO por todo ese humanitario apoyo que desde el 03-03-98 les han dado a Luis Alfonso Beltrán y a toda su familia. Gracias a tan valioso equipo de trabajo que nos sirvió de aliento a lo largo del doloroso viacrucis. Gracias al Padre celestial porque hoy ya los tenemos sanos y libres, cercanos, con la satisfacción inmensa de tenerlos libres, llenando el vacío que por tantos años nos destrozó el corazón. Mil gracias para este valioso medio de comunicación.

Jose Uriel Pérez B