Archivo

En estudio medicamentos para ser más ‘despiertos’

¿Algún día los seres humanos serán capaces de remediar sus lagunas mentales, mejorar sus habilidades intelectuales y aumentar sus capacidades de concentración, respuesta y memoria, con solo tomar una píldora, como las que actualmente emplean para aliviar una jaqueca o bajar el nivel de colesterol?

25 de junio 2007 , 12:00 a.m.

Para el doctor Hans-Hilger Ropers, director del instituto Max-Planck de Genética Molecular de Berlín, esta es una posibilidad que se acerca a pasos agigantados, y en la que él mismo está progresando, al haber ensayado “con resultados prometedores” una pastilla contra la estupidez, en ratones y moscas de la fruta.

Este científico ha probado con éxito una píldora que combate la hiperactividad en determinadas neuronas, ayudando a eliminar la pérdida la memoria a corto plazo y a mejorar la concentración, en los roedores e insectos de laboratorio.

Por su parte, científicos estadounidenses están desarrollando una nueva generación de pastillas que “fomentarán el conocimiento”, a partir de medicamentos estimulantes como un derivado de la anfetamina o el mitelfenidato, empleados hasta ahora para tratar patologías mentales y desórdenes como el déficit de atención o la narcolepsia.

Al consumir estas “drogas para la inteligencia”, que según estudios científicos tendrán muy pocos efectos secundarios y no crearán adicción, una persona podrá tomar mejores decisiones en su trabajo, evitar las lagunas de memoria o incluso afrontar con más facilidad los esfuerzos intelectuales como los de un examen.

Según el estudio Foresight de la Oficina de Ciencia y Tecnología del Reino Unido, “la competitividad que reina hoy potenciará que el uso de estas sustancias se convierta en una norma, y ayudará enormemente a tratar a gente con problemas de concentración o memoria, además de mejorar la calidad del sueño”.

NUEVA GENERACIÓN Precisamente en Gran Bretaña, se está analizando el posible impacto de una nueva generación de medicamentos conocidos como potenciadores de la cognición y que al parecer mejoran la inteligencia, y ayudan a la gente a que piense más rápido, a que se relaje o duerma más eficientemente El Ministerio de Sanidad británica ha pedido a la Academia de Ciencias Médicas del Reino Unido, que investigue el efecto de estos fármacos, que algunos auguran que llegarán a ser tan comunes como el café dentro de un par de décadas, empleados tanto para aprobar un examen como para ser más competitivo en el ámbito laboral.

Tanta belleza tiene sus detractores. EFE.

EN ESTUDIO PRUEBA. Un medicamento que está en estudio como potencializador del conocimiento es el modafinilo, que originalmente se desarrolló para combatir la narcolepsia, un trastorno del sueño de origen neurológico, cuya principal característica es la excesiva somnolencia diurna. Esta sustancia fue experimentada por la Universidad de Cambridge, con voluntarios que no padecían narcolepsia, y se descubrió que mejoraba su rendimiento cognitivo, con una pequeña dosis. Según los participantes en el ensayo, les hizo permanecer alerta y dedicados por completo al problema que debían resolver