Archivo

La medicina hecha arte

Sierras para amputar miembros, imágenes de educación sexual, reproducciones de la secuencia del genoma humano y obras de arte de Leonardo da Vinci o Andy Warhol son algunos de los objetos que exhiben en un nuevo museo de Londres dedicado al arte y a la medicina.

24 de junio 2007 , 12:00 a.m.

Su nombre oficial es Wellcome Collection y abrió sus puerta el pasado jueves. El museo está instalado en un edificio de nueve pisos, el Wellcome, construido en 1932 por la fundación del filántropo Henry Solomon Wellcome, un farmacéutico, empresario y coleccionista que murió en 1936.

La primera exposición está dedicada al corazón. El libro egipcio sobre la muerte, los dibujos de corazones diseccionados de Da Vinci y las teorías de Galeno, cirujano de la Antigua Grecia, son sólo algunos de los atractivos de la exposición temporal.

También muestra el trabajo del médico William Harvey, que en 1620 publicó sus descubrimientos sobre cómo el corazón bombea la sangre por todo el cuerpo, así como una moderna máquina de perfusión sanguínea y vídeos acerca de los dilemas éticos y personales que generan los trasplantes de órganos.

Pueden verse, también, una serie de corazones de animales, pinturas de Andy Warhol y cuchillos utilizados en los sacrificios aztecas para examinar la importancia simbólica y cultural que el corazón ha tenido en la historia.

Dentro de esa muestra, se ofrecerá una operación grabada en directo de la reconstrucción de una válvula cardíaca.

El mundo Wellcome Una segunda exposición titulada ‘El hombre de la medicina’ presentará al público las piezas de la curiosa colección Wellcome, que reúne desde una silla de tortura china, a un corsé de cobre, pasando por un cinturón de castidad, una escultura erótica china del siglo XIX y una serie de amuletos fálicos grecorromanos.

En la colección hay un mechón de cabello del rey Jorge III y una momia de la civilización chimu, el mayor imperio que controló la costa norte del Perú antes de los incas. Son más de 500 los objetos expuestos.

Lo de ahora Una tercera exposición explora las temáticas de la medicina contemporánea como la genética, la obesidad o la malaria, a través de los puntos de vista de científicos y artistas, y de representaciones de la cultura popular.

El museo, inaugurado el miércoles por el Premio Nobel de Medicina de 1962, James Watson, codescubridor de la estructura helicoidal del ADN, fue montado con un presupuesto de 44,5 millones de euros. Precisamente Watson donó una copia de su trabajao al museo.

El Wellcome Trust es una de las principales fundaciones británicas y dedica 742 millones de euros (1,7 billones de pesos) a la investigación médica cada año.

“Queremos mostrar la medicina de forma integral, a partir de su reflejo en muchos otros aspectos de la vida humana”, explicó Steve Cross, comisario del museo.