Archivo

Uribe dice que ataques a su campaña golpean al país

Veinticuatro horas después de que la Casa de Nariño rechazara los señalamientos sobre supuestos vínculos de la primera campaña presidencial de Álvaro Uribe con paramilitares, el propio mandatario salió a dar la cara.

20 de junio 2007 , 12:00 a.m.

Y justificó por qué lo hacía: “No es por cargos de conciencia, sino por el temor de que estas publicaciones (de testimonios de delincuentes que están fugitivos) le hagan daño especialmente en la arena internacional a nuestro país”. Además de reiterar que hubo filtros para evitar el ingreso de dineros de origen dudoso, pidió que la Fiscalía y la Comisión de Acusaciones de la Cámara –su juez natural– investiguen. Su gerente de campaña en Córdoba, José Maroso, dijo que no es él al que se señala como testaferro de Mancuso. EL TIEMPO revela nuevos roces entre jefes ‘paras’, que Mancuso niega y que serían el origen de esta andanada contra Uribe.

‘‘No hubiera buscado la Presidencia con dineros ilícitos, ni permanecido en ella con dineros ilícitos”.

Álvaro Uribe, al responder a declaraciones del narcotraficante Fabio Ochoa Vasco.