Archivo

Iván es un niño feliz de 32 años

“Mire bien, belleza, me gané una medalla de plata. Soy un campeón”. Esas palabras retratan a Iván, un hombre de 32 años que por una lesión cerebral piensa como un niño de 12.

10 de junio 2007 , 12:00 a.m.

Iván trabaja en ventas, está enamorado y quiere casarse. La crónica de su vida, que hoy cuenta EL TIEMPO, es apenas una de las 2.000 historias ejemplares que esta semana se vieron en las olimpiadas Fides, en Bogotá.