Archivo

CAN: reviven amenazas por desintegración

No corren vientos de integración al interior de la Comunidad Andina de Naciones. (VER GRAFICOS)

08 de junio 2007 , 12:00 a.m.

Tras el fracaso de la reunión de ministros andinos que se cumplió la semana pasada en Bolivia, donde debían definirse las bases de la negociación con la Unión Europea, vuelven a surgir fuertes rumores sobre la desintegración de este bloque comercial.

Ayer ya hubo el primer pronunciamento oficial de un alto funcionario del Gobierno peruano, que sentenció que su país debe evaluar un posible retiro del bloque andino.

El anuncio corrió por cuenta el ministro de Agricultura de Perú, Ismael Benavides, quien lamentó el bloqueo que Bolivia está ejercendo sobre sus demás socios andinos, y que se ha convertido en un obstáculo para la apertura de la negociación de un acuerdo de asociación con la UE.

En declaraciones a la prensa, el Ministro sostuvo que “tratando de salvar los adelantos en materia de integración dentro del espíritu latinoamericanista, que cada país (andino) tome el camino que quiere en cuanto a su desarrollo e integración al mundo”.

El funcionario lamentó que la discrepancia entre los países miembros de la CAN (Bolivia, Colombia, Ecuador y Perú) proyecte una imagen de debilidad del organismo subregional de integración.

La posición del gobierno del presidente boliviano, Evo Morales, de bloquear las negociaciones con la UE se basan en su posición ideológica de izquierda, han sostenido sus socios andinos tras el fracaso de las conversaciones del 30 de mayo en La Paz.

Incluso, en abril del 2006 ya el presidente de Venezuela, Hugo Chávez, había esgrimido también el argumento de la inconveniencia de acuerdos comerciales -particularmente con Estados Unidos- para retirarse de la CAN.

Aunque Colombia no ha hecho hasta el momento ninguna referencia al respecto de abandonar la CAN, el pasado martes el ministro de Comercio, Luis Guillermo Plata, fue enfático en señalar que al país le interesa desarrollar una negociación con los europeos aunque otros de sus vecinos no tengan esta intención.

En igual sentido se pronunció esta semana la ministra de Comercio de Perú, Mercedes Aráoz, quien aseguró que “si los bolivianos no quieren comenzar a negociar y eso retrasa todo, hay que encontrar una solución”, esperando que la UE comprenderá que tres miembros de la CAN están dispuestos a negociar sin La Paz”.

Tanto Perú como Colombia dieron a sus homólogos de Bolivia un plazo de una semana para redefinir su posición frente a la negociación con la UE y se estima que a más tardar la próxima semana, cuando se realice una cumbre presidencial de los andinos, se conozca una decisión final.

Aunque Ecuador no ha dicho oficialmente que desea marginarse de las negociaciones con los europeos, su posición no ha sido de total respaldo a las decisiones de Colombia y Perú. Al interior de la CAN, las decisiones de negociar con otros países deben adoptarse por consenso y si esto no se logra, se deben aprobar ‘dispensas’ para que quienes deseen hacerlo, puedan proceder. Como se sabe, la semana pasada Bolivia puso como condición para negociar con la UE que se excluyan temas como los servicios públicos, la propiedad intelectual y las inversiones extranjeras, provocando un estancamiento del proceso.

Ecuador, sin una posición definida en el acuerdo El presidente Rafael Correa participará la próxima semana en la cumbre de la Comunidad Andina de Naciones, CAN, en Bolivia, durante la cual los mandatarios evaluarán el desempeño del bloque y buscarán superar diferencias internas, se informó el jueves oficialmente.

Un comunicado de la presidencia dijo que Correa viajará con una comitiva integrada por la canciller María Fernanda Espinosa, entre otros. El Consejo Presidencial de la CAN está fijado del 12 al 14 de junio en la ciudad Tarija, al sur de Bolivia.

El comunicado detalló que en la cita los mandatarios andinos evaluarán “los logros alcanzados y trabas encontradas durante el último año de gestión” de la CAN y está previsto que se discutan “lineamientos de trabajo y prioridades relacionadas con el rumbo de la integración”.

La reunión presidencial terminará con la suscripción del Acta de Tarija y el traspaso de la presidencia Pro Tempore de Bolivia a Colombia, que junto a Perú y Ecuador, integran la CAN.

Ayer el vicepresidente de Bolivia, Alvaro García Linera, insistió en que su país quiere una negociación “de consenso” de la CAN con los europeos, y rechazó que Colombia y Perú tomen la decisión de negociar con este bloque al margen de su país y de lo que decida Ecuador. Con agencias.

La presidenta chilena pide a E.U. aprobar los acuerdos Germán Duque Especial PORTAFOLIO Miami. La Presidente chilena, Michelle Bachelet, formuló ayer un llamado al Congreso de los Estados Unidos, para que apruebe lo más pronto posible los Tratados de Libre Comercio pendientes con Perú y Colombia.

Bachelet, que fue distinguida aquí en Miami como la “Personalidad Pública del Año” por el Congreso Hemisférico de Cámaras de Comercio, sorprendió con su mensaje a un auditorio de más de 300 empresarios, cuyo punto central - antes que los referidos a progresos de la economía chilena, tuvo que ver con la solicitud vehemente a la dirigencia de Estados Unidos para que apruebe rápidamente los TLC con Perú y Colombia.

El mensaje de Bachelet, fue leído por su embajador en Washington, Mario Fernández, durante el acto de clausura del Congreso Hemisférico organizado en su vigésima octava edición por la Cámara Hispana, Camacol, y cuyo invitado central fue el Secretario de Comercio de E.U., Carlos Gutiérrez.

La aprobación de dichos Tratados- señaló la mandataria chilena- no solo significa la posibilidad de estimular el intercambio comercial en la región, sino -principalmente- un mensaje de optimismo de parte de E.U. para toda Latinoamérica.

Bachelet, destacó que su país gracias a que ha sabido aprovechar el Tratado con este país, logró aumentar en un 150 por ciento sus exportaciones a Estados Unidos, durante los cuatros años transcurridos desde su suscripción.

Quienes saben aprovecharlos comprobarán que los Tratados son oportunidades que además de profundizar el comercio, son instrumentos eficaces para el desarrollo tecnológico, la innovación y la competitividad de las economías.

Al ser consultado por Portafolio sobre la petición de la Presidenta chilena, el Secretario Gutiérrez, sostuvo que “tiene toda nuestra acogida. Ustedes saben que el Presidente Bush tiene un gran respeto por el liderazgo del Presidente Uribe y que estamos haciendo lo posible por corresponder a sus esfuerzos”.

Sobre la posibilidad real de una inmediata aprobación por parte del Congreso, Gutiérrez señaló “la vamos a luchar hasta el último minuto, con todas las herramientas que estén a nuestro alcance. Estoy convencido que la lógica sustentada en las razones que hay para hacerlo, terminará imponiéndose”.

Gutiérrez reiteró más adelante en su discurso de clausura su admiración por Colombia, con palabras que despertaron los aplausos de los asistentes. Dijo que el continente americano es la región del mundo con mayor potencial de desarrollo durante los próximos 20 años, no obstante que naciones como China y otros países asiáticos se nos estén metiendo y nos estén planteando una seria competencia.

El Secretario de Comercio, Carlos Gutiérrez, sorprendió igualmente con el anuncio de estar totalmente de acuerdo con el levantamiento del embargo comercial a Cuba, tema que mantiene abiertamente dividida a la dirigencia cubana en el exilio. Gutiérrez, también inmigrante cubano, que se hizo profesional en México y con un carrera de 30 años en los negocios privados que lo llevó de manera exitosa a la Presidencia de la multinacional Kellogs, dijo que es muy triste ver como mientras el resto de los países del mundo progresan, Cuba que se ha quedado estancada en el siglo pasado y en medio de una lamentable situación de atraso.

Ha quedado claro que lo más fácil es repartir pobreza, cuando los verdaderos líderes lo que le deben aportar a sus pueblos, es progreso”.