Archivo

IRAK DARÍA ACCESO A INSPECTORES DE ONU

Un día después de que el presidente George W. Bush reafirmó su intención de acabar con el régimen de Saddam Hussein, Bagdad anunció su intención de permitir el regreso de los inspectores de armas de Naciones Unidas.

03 de agosto 2002 , 12:00 a.m.

Un día después de que el presidente George W. Bush reafirmó su intención de acabar con el régimen de Saddam Hussein, Bagdad anunció su intención de permitir el regreso de los inspectores de armas de Naciones Unidas.

La misiva dada a conocer ayer, se produjo a través de una carta enviada por el canciller de Irak, Naji Sabri, al secretario general de la ONU, Kofi Annan.

La carta invita al director del programa de inspección de armamentos de la ONU, Hans Blix, y a su equipo técnico, a una reunión en Bagdad con los inspectores y equipo técnico iraquí "lo más pronto posible".

La oferta iraquí fue tomada como un avance por Rusia pero el resto de la comunidad internacional expresó su cautela.

El Ministerio ruso de Relaciones Exteriores indicó ayer que Moscú "considera la propuesta iraquí como un paso importante en dirección a una solución de la crisis por medios políticos y diplomáticos, en el marco de las resoluciones del Consejo de Seguridad".

En cambio, el secretario general de la ONU, Kofi Annan, acogió con reserva la invitación de Irak y dijo que discutirá la oferta el lunes con los miembros del Consejo de Seguridad.

Londres, aliado cercano de Washington, recibió con escepticismo la oferta de Bagdad. "Saddam recurre siempre a maniobras de distracción. Su pasado demuestra que no cumple con sus compromisos", declaró un vocero del Ministerio de Relaciones Exteriores británico. "Lo que debe hacer Irak es claro y no ha cambiado: acceso sin obstáculos para los inspectores de la ONU en todo momento y a cualquier lugar", agregó.

Por su parte, París se mostró prudente, reiterando su apoyo a "todos los esfuerzos que puedan conducir al respecto por parte de Irak de sus obligaciones internacionales", declaró la vocera del Palacio de Orsay, Marie Masdupuy.

Los expertos de la Unscom, la Comisión especial de la ONU para el desarme iraquí llamada ahora Unmovic (Comisión de vigilancia, verificación e inspección de la ONU), habían abandonado Irak en diciembre de 1998 a la víspera de una campaña de ataques británico-estadounidense.