Archivo

REVANCHA EN SAN LUIS

Los Cardenales de San Luis se desquitaron de las dos derrotas consecutivas de los últimos días en casa que les propinaron los Expos de Montreal y ganaron el tercer partido de esta serie 5-3, en el béisbol de las Grandes Ligas.

09 de agosto 2002 , 12:00 a.m.

Los Cardenales de San Luis se desquitaron de las dos derrotas consecutivas de los últimos días en casa que les propinaron los Expos de Montreal y ganaron el tercer partido de esta serie 5-3, en el béisbol de las Grandes Ligas.

Esta vez la actuación de los dos jugadores colombianos en el campo, uno en cada bando, fue pareja. El paracortos barranquillero Edgar Rentería tuvo cuatro turnos al bate, con dos sencillos y una carrera impulsada. Su promedio de la temporada está en .306.

Por su parte, Orlando Cabrera tuvo tres turnos al bate. Anotó un imparable e impulsó una carrera. Este cartagenero, que también juega en la posición de paracortos, tiene el promedio de la temporada en .262.

Con esta victoria Los Cardenales se mantienen en el primer lugar de la División Central de la Liga Nacional, con 60 triunfos y 51 derrotas (.541). En el papel esto significa dos juegos de ventaja sobre Houston, su rival más cercano. Y Los Expos continúan de segundos en la División Este (57 victorias y 57 derrotas, para .500), muy lejos de Atlanta, que lidera con 75-39 (.658).

Rentería ya había sido noticia horas antes del juego. El Centro Jackie Joyner-Kersee, un complejo deportivo ubicado en el este de San Luis, cuenta desde ayer con un nuevo campo de béisbol, donado por el colombiano.

BONDS NADA QUE VE EL 600.

San Francisco.

El dominicano Sammy Sosa disparó dos batazos de vuelta entera, incluido uno de 461 pies por todo el jardín central para que los Cachorros de Chicago se impusieran 9-3 a los Gigantes de San Francisco.

En ese mismo juego Barry Bonds, jardinero izquierdo de los Gigantes, se quedó con las ganas de pegar su vuelacercas número 600 por segundo día consecutivo. Cuando lo logre se convertirá en el cuarto jugador de la historia en superar esta mítica cifra. Anoche, Bonds bateó de 2-1, con un sencillo, un ponche y dos bases por bolas.

FOTO.

Barry Bonds