Archivo

ARROZ: QUIÉN PAGA MÁS

El lunes 5 de mayo, los productores de arroz del Tolima y Huila, fueron informados por los molineros que el precio de compra de la carga ya no era 67.000 sino 63.000 pesos. La razón: la oferta y de la demanda, en el entendido que un retraso en la cosecha de esta región virtualmente la unió con la producción de los Llanos aumentando la oferta. (VER GRAFICA: TENDENCIAS DE PRECIOS DEL ARROZ(

15 de agosto 2002 , 12:00 a.m.

El lunes 5 de mayo, los productores de arroz del Tolima y Huila, fueron informados por los molineros que el precio de compra de la carga ya no era 67.000 sino 63.000 pesos. La razón: la oferta y de la demanda, en el entendido que un retraso en la cosecha de esta región virtualmente la unió con la producción de los Llanos aumentando la oferta.

(VER GRAFICA: TENDENCIAS DE PRECIOS DEL ARROZ(.

La protesta de los cultivadores fue inmediata: la cosecha todavía no ha entrado al mercado, los pronósticos de producción se revisaron a la baja y hay bajos inventarios. Y consideraron que la decisión de los industriales obedece a una acción de manipulación del mercado por parte de cinco molinos que manejan alrededor del 50 por ciento de la producción nacional y más del 60 por ciento de la la cosecha regional.

La disputa ya llegó al gobierno nacional y es uno de los primeros problemas, junto con el de la leche, que deberá manejar el Ministro de Agricultura, el tolimense Carlos Gustavo Cano, vinculado familiarmante al cultivo del producto.

Pero además se ha enviado una queja a la Superintendencia de Industria y Coemrcio para que haga efectiva una garantía acordada con los industriales en mayo del año pasado por acciones similares de acuerdo de precios prohibidos por ley.

Para los molineros agremiados en Induarroz, el asunto debe ser manejado más allá de la coyuntura y debe se asunto de una política integral.

Es tradicional que en el primer semestre haya déficit de arroz, entonces se importa y los productores protestan. En el segundo, la producción aumenta y como consecuencia lógica el precio cae y los productores vuelven a protestar , considera Iván Sombredero, presidente del gremio.

Los productores hacen un análisis contrario. Rafael Hernández, presidente de Fedearroz, estima que decidir unilateralmente bajar el precio a partir de una hora en particular y coincidencialmente todos los molinos, no es un asunto de reglas del mercado, sino producto de un acuerdo entre los industriales en una manipulación abierta del mercado, liderado por las empresas Roa y Florhuila.

Aunque no se conoce un pronunciamiento oficial del Ministro Cano sobre el tema, con su apoyo, el gremio de los cultivadores recibió un crédito por 25.000 millones de pesos de Finagro para que realice compras y pague una cotización superior a la establecida por los indiustriales.

La cotización que pagarán es de 64.500 pesos en el Tolima y de 59.500 en los Llanos. Se estima que podrán adquirir alrededor de 50.000 toneladas, alrededor del 10 por ciento de la oferta en estos próximos tres meses.

Aunque la capacidad de Fedearroz es limitada para procesar el proiducto, cuanta con molinos ubicados en Espinal y Saldaña en el Toli,ma, Campoalegre en Huila y Aguazul en Casanare.

La disputa entre productores e industriales no es nueva en el país. Hace unos años, eran recurrentes entre productores de algodón y la industria textil por la determinación del precio de compra: cuando la cotización internacional era baja, los industriales importaban y cuando el precio externo subía, los algodoneros reclamaban una compensación. Finalmente la intermediación del gobierno permitía un acuerdo temporal.

La definición de la disputa entre productores e industriales del arroz tiene como escenario el Consejo Nacional del Arroz, pero este no ha sido convocado.

Las estadísticas muestran que en Colombia hay 120 molinos que procesan arroz, aunque cinco de ellos manejan la mitad de la producción de unos 50.000 productores.