Archivo

LA CASA EN ORDEN

Las disposiciones administrativas que le permitirán a la Universidad de los Llano (Unillanos) navegar con un norte definido fueron aprobadas en los dos últimos meses por los integrantes del Consejo Superior del alma máter.

20 de agosto 2002 , 12:00 a.m.

Las disposiciones administrativas que le permitirán a la Universidad de los Llano (Unillanos) navegar con un norte definido fueron aprobadas en los dos últimos meses por los integrantes del Consejo Superior del alma máter.

El Estatuto Administrativo, el Marco General del Sistema Académico y Curricular, el Estatuto de Contratación y el Sistema de Control Interno, fueron las normas aprobados a través de acuerdos del Consejo Superior.

El Estatuto Administrativo contiene la carrera administrativa que contempla los siguientes niveles jerárquicos: directivo, asesor, ejecutivo, profesional, técnico y asistencial. Unicamente los tres últimos quedan incluidos en la carrera administrativa.

El ámbito directivo incluye los cargos de rector, vicerrectores, secretario general, decanos y directores de institutos. En el nivel asesor el jurídico, el de planeación y el de control interno. En el ámbito ejecutivo los jefes de división.

En el Estatuto Administrativo también se establecieron fechas para que los actuales funcionarios entren en carrera administrativa: los que ingresaron antes de mayo de 1998 tienen un mes para acreditar los requisitos; los funcionarios que entraron entre mayo de 1998 y diciembre de 1999 tiene tres meses para acreditar los requisitos, y los que están en provisionalidad desde el 1 de enero de 2000 deben someterse al concurso de méritos.

El Marco General del Sistema Académico y Curricular establece que la Unillanos define las unidades académicas y sus funciones: vicerrectorías, direcciones, institutos, departamentos, escuelas, centros y secretarías académicas. No obstante, este acuerdo empezará a regir una vez se haga la estructura orgánica correspondiente en el que se definirá el número específico de unidades académicas que tendrá la institución.

En el Estatuto de Contratación se acogió la Ley 80 y se fijaron los siguientes topes: La rectoría puede contratar hasta 150 salarios mínimos legales vigentes (cerca de 50 millones de pesos) y cuando la cifra supere los 150 salarios mínimos legales necesita la aprobación del Consejo Superior.

También fue creado el Sistema de Control Interno y para ello el Consejo Superior adoptó el establecido en la Ley de Control Interno. Esa dependencia tendrá que entregar un informe trimestral al Consejo Superior de la Unillanos.