Archivo

EL PRESIDENTE URIBE REGAÑÓ A MILITARES

Si no somos capaces con esta responsabilidad, mejor renunciemos a ella , así les dijo ayer el presidente, Alvaro Uribe, a los militares en Carepa (Antioquia), luego de que el obispo de Apartadó, Germán García Isaza, denunció que la guerrilla está utilizando a la población civil como escudo en el Cañón de La Llorona, entrada al Urabá.

27 de agosto 2002 , 12:00 a.m.

Si no somos capaces con esta responsabilidad, mejor renunciemos a ella , así les dijo ayer el presidente, Alvaro Uribe, a los militares en Carepa (Antioquia), luego de que el obispo de Apartadó, Germán García Isaza, denunció que la guerrilla está utilizando a la población civil como escudo en el Cañón de La Llorona, entrada al Urabá.

El Jerarca católico, en medio de un consejo de seguridad presidido por el Primer Mandatario, dijo que la insurgencia tiene a la gente acorralada y no la deja salir para ninguna parte.

Al escuchar esta denuncia, el Presidente le preguntó a los militares que lo acompañaban si tenían conocimiento de esta situación, a lo cual respondieron que sí. Ante esto, Uribe dijo que era algo muy revelador y que daría la impresión de que los que viven en otro mundo no son los guerrilleros, sino nosotros .

Durante el consejo de seguridad el presidente también anunció los Lunes de Recompensa, para estimular a la población a cooperar con su plan de seguridad. Se comprometió a pagar cada ocho días, bajo estricta reserva, las gratificaciones para las personas que colaboren con las autoridades.

El Presidente también anunció la creación de redes de informantes, el traslado de soldados de la antigua zona de distensión y la llegada de 100 nuevos agentes de policía para la región. Agregó que la recuperación de la seguridad y el control de las carreteras, a través de las redes de informantes, es una prioridad para el Eje Bananero.

Uno de los ejemplos de inseguridad más reciente tratado en la reunión fue el secuestro de 10 personas por parte de las Farc la semana pasada en Chigorodó. La ministra Ramírez dijo que para evitar casos como este, se está analizando con las Fuerzas Armadas cuál será el número de soldados que trasladarán en los próximos días a Urabá desde la ex zona de distensión.

El comandante de la Policía Nacional, general Teodoro Campo, anunció que en los próximos días llegarán a la zona 100 policías más.

Con la presencia de las Fuerzas Militares, de la policía con sus motociclistas, la brigada móvil y la fiscalía móvil se hará todo un operativo integral que asegure estas carreteras y sobre todo los trayectos en donde pueda haber mayor riesgo , concluyó Ramírez.

Agregó que habrá otras medidas para afrontar la difícil situación de orden público que atraviesa la región, en especial los retenes que montan en las carreteras los grupos al margen de la ley.

FOTO.

El Presidente cuestionó al Ejército por los civiles que mantiene la guerilla en el cañón de la Llorona. Anunció los Lunes de Recompensa.