Archivo

ONU busca alternativas para castigar a Siria por uso de armas químicas

El martes China y Rusia bloquearon resolución que sancionaría al país de Bashar Al-Assad.

notitle
01 de marzo 2017 , 05:36 p.m.

La ONU está explorando "rutas alternativas" que permitan castigar al régimen de Bashar Al-Assad por el uso de armas químicas en la guerra de Siria después de que el veto de Rusia y China impidiera el martes aprobar sanciones contra el Gobierno de Damasco.

Así lo confirmó hoy el embajador del Reino Unido ante la ONU, Matthew Rycroft, en una rueda de prensa al dar cuenta del programa mensual de ese órgano de Naciones Unidas.

Rusia y China ejercieron el martes su derecho de veto para impedir la aprobación de una serie de sanciones contra el régimen de Bashar Al-Assad por el uso de armas químicas en al menos tres ocasiones, según comprobó un grupo de expertos de la ONU. "No estamos preparados para rendirnos. Es un tema importante, es un tema moral y es un tema legal evitar que un país que use armas químicas se salga con la suya", agregó el diplomático.

Lea también: Rusia y China vetan sanciones de ONU contra Siria por ataques con gas

Las sanciones fueron respaldadas por nueve de los quince miembros del Consejo de Seguridad, suficientes para que la resolución fuera aprobada si no hubiera sido porque dos de los tres países que votaron en contra, Rusia y China, tienen derecho de veto. También rechazó la propuesta Bolivia.

Rycroft dijo que, "por ahora", la ruta del Consejo de Seguridad para sancionar al régimen de Bashar Al-Assad "está cerrada", pero añadió, "tenemos que buscar otras rutas". "Vamos a buscar alternativas", agregó el diplomático, quien dijo que esas opciones ya se han comenzado a analizar, aunque prefirió no dar detalles.

Entre las opciones que estudian se encuentra el papel que pueda jugar la Asamblea General de la ONU, aunque sus decisiones no son vinculantes para los países miembros de Naciones Unidas. La Asamblea General aprobó el 21 de diciembre pasado la creación de una comisión encargada de apoyar la investigación de los crímenes más graves cometidos en Siria, y abrió la posibilidad para crear un "mecanismo internacional, imparcial e independiente".

Lea también: Mueren 11 civiles en ataques aéreos a localidad del noreste de Siria

Algunos países han venido insistiendo en la ONU que algunas de las acciones registradas en el conflicto armado de Siria, que estalló en 2011, pueden ser consideradas como crímenes de guerra que podrían ser llevados a la Corte Penal Internacional (CPI). Pero Siria no es miembro de la CPI, por lo que este tribunal sólo podría ocuparse de la situación en ese país si lo aprobara el Consejo de Seguridad de la ONU, donde esa posibilidad eventualmente podría ser vetada, al menos por Rusia.

"No vamos a permitir que Al-Assad se salga con la suya", insistió Rycroft, aunque evitó dar detalles sobre cuándo se pueden anunciar esas "alternativas" y en qué consistirían.

De acuerdo con el programa anunciado hoy, la situación en Siria será analizada en tres ocasiones este mes para analizar la vertiente política, la humanitaria y el tema de las armas químicas. Además, el próximo 14 de marzo el consejo tendrá un debate abierto, con la participación de países no miembros de ese órgano, que abordará el tema de la "esclavitud moderna" y el uso forzado de personas en zonas de conflicto. Representantes del Consejo de Seguridad emprenderán este jueves una gira por varios países de la Cuenca del Lago Chad más afectados por la violencia del grupo.

EFE