Archivo

Caño Limón sufrió dos nuevos atentados en Norte de Santander

En lo corrido de 2017 se han presentado 17 voladuras contra esta línea de transferencia de crudo.

notitle
28 de febrero 2017 , 07:40 p.m.

Dos atentados contra el oleoducto Caño Limón Coveñas, ocurridos en zonas rurales de los municipios de El Tarra y Teorama, en Norte de Santander, fueron confirmados este martes a través de un comunicado emitido por la estatal petrolera Ecopetrol.

De acuerdo con esta compañía, los ataques dejaron cráteres en el derecho de vía, sin rotura del ducto, porque el bombeo continúa suspendido desde el 15 de febrero, a raíz de una cadena de agresiones semejantes.

“Ecopetrol rechaza enfáticamente estas acciones ilícitas que ponen en riesgo la integridad de las personas, afectan gravemente el medio ambiente, impiden el bienestar de las comunidades y el normal desarrollo de las actividades petroleras”, afirmó Ecopetrol en la misiva.

Los nuevos atentados contra la línea de transferencia del hidrocarburo ocurrieron en la vereda Villanueva, de Teorama y en la vereda El Rosal, de El Tarra, en la región del Catatumbo.

La semana pasada, eventos de este tipo ocurrieron en los departamentos de Boyacá, Arauca y Norte de Santander. La emergencia obligó a la empresa a activar los protocolos para contener la expansión de la marcha de crudo sobre la vegetación y los cuerpos de agua.

Con estos dos eventos, en lo corrido del 2017, se han presentado 17 atentados a uno de los sistemas de transporte de hidrocarburos más importante del país.

CÚCUTA