Archivo

La semana mayor se toma el 20 de Julio

Cerca de un millón de personas asisten a la parroquia del Divino Niño, en el suroriente de Bogotá.

notitle
25 de marzo 2016 , 08:47 p.m.

Durante la semana mayor, el Santuario del Divino Niño Jesús, en el 20 de Julio, es uno de los que más turistas atrae por las celebraciones religiosas. Cerca de un millón de personas visitan la parroquia en esta época, como Katherin Muñoz, una joven con ocho meses de embarazo, quien asistió por primera vez y quedó anonada. “Es gigante y está muy bien decorada. Se siente paz al entrar”, señaló.

Ella llegó desde Soacha (Cundinamarca) en donde vive desde hace siete años. No había tenido la oportunidad de visitar el templo del Divino Niño y esta semana lo hizo para encomendarle a su pequeña que está a punto de nacer.

“Es muy conocido que el Divino Niño concede milagros. Por eso vine a pedirle que le permita a mi hija nacer sana y que le dé mucha salud”, señaló. Orgullosa contó que durante la semana mayor asistió todos los días a las eucaristías, y que espera concluir la celebración mañana, domingo de resurrección.

Según la Obra Salesiana del Niño Jesús, este domingo es de los días en que más fieles llegan, porque culmina esta fiesta religiosa. Aunque cada domingo cerca de ocho mil personas visitan el templo, mañana la cifra se dispara.

Por ello, comenzarán las eucaristías dentro del santuario principal desde las 5 de la mañana y van hasta las 7 de la noche, para hacer una ceremonia cada hora, “para poder recibir a todos los feligreses que asisten”, según explicaron en la Obra Salesiana.

Además, en la plazoleta que queda a las afueras de la iglesia, se celebrarán también misas campales, a las 9 y 10 de la mañana.

A las 11 de la mañana se realizará la Procesión del Resucitado, que recorre las calles del barrio Suramérica (aledaño al 20 de Julio), y que es tradicional en el sector. Los asistentes llevarán banderas blancas.

La procesión culminará al mediodía con la eucaristía Solemne, y al final de esta ceremonia se presentará la Banda Sinfónica Padre Ítalo Suárez, un grupo conformado por integrantes de la Obra Salesiana.

Llamado del Divino Niño

En la parroquia explicaron que lo que motiva a los feligreses a asistir a este punto del suroriente de Bogotá es la devoción que tienen por el Divino Niño. “Es una imagen tierna y condescendiente. Muchos milagros se le atribuyen a él; por ejemplo, mujeres que no pueden tener hijos o personas enfermas vienen y hacen la novena pidiendo la sanación”, señalaron.

Como son tantos los feligreses que visitan el templo durante la semana mayor, de jueves a domingo las autoridades permiten el cierre de la calle 27 sur, entre carreras 5.ª y 8.ª, y de la carrera 5.ª, entre las calles 27 sur y 30A sur, para evitar que los buses atropellen a los peatones, dado que esta es una vía principal del barrio 20 de Julio.

“La devoción es tanta, no solo en Colombia, sino en el mundo, que para estas fechas el 20 de Julio vive lleno de personas de Venezuela, Perú, México, Estados Unidos y demás, que vienen a visitar al Divino Niño”, señaló Enriqueta, una vendedora de artículos religiosos que desde hace 23 años es testigo de la celebración en el popular barrio.

MICHAEL CRUZ ROA
Periodista de EL TIEMPO
En Twitter: miccru@eltiempo.com