Archivo

Taxis de Cali y Medellín se unieron

La Secretaría de Movilidad no reportó problemas de orden público en ninguna de las ciudades.

notitle
14 de marzo 2016 , 09:42 p.m.

Las protestas de taxistas contra el servicio de Uber, que se registraron en Bogotá, se extendieron este lunes a las ciudades de Medellín y Cali y hasta el puerto de Buenventura. En la capital antioqueña, con pitos, cintas, banderas y arengas, alrededor de 250 taxistas salieron en caravana desde el centro comercial Obelisco (occidente de la ciudad) con mensajes en los que rechazaban la falta de regulación para plataformas tecnológicas que prestan servicio de transporte con carros especiales y particulares, como Uber.

La Secretaría de Movilidad reportó congestiones desde las 9 de la mañana en las avenidas San Juan, Ferrocarril y autopista Norte. Sin embargo, a pesar de la alta movilización de vehículos, no hubo problemas de orden público e, incluso, los taxistas respetaron los cruces y semáforos. La marcha se disipó a las 2 de la tarde, en la Secretaría de Movilidad, en la autopista Norte.

Según Jesús Salvador Echavarría, líder de la movilización, la marcha amarilla iba en contra de las que llama “aplicaciones pirata” y buscaba que el Gobierno Nacional tomara medidas para sacar a esos vehículos y plataformas de circulación.

Y en Cali los taxistas realizaron una ‘pitazón’, la cual consistió en hacer sonar la bocina de los automóviles desde cualquier parte de la ciudad para manifestar su apoyo a la jornada que se llevó a cabo en la capital del país.

En Buenaventura, sobre las 2 de la tarde, más de 100 taxistas se agruparon en el puente de El Piñal, en la entrada al municipio, para unirse a la jornada de protestas de todo el país en contra del servicio de la plataforma Uber en esta ciudad, a pesar de que ahí esta no opera. Los conductores manifestaron su desacuerdo con la falta de control de las autoridades con este servicio, pero también con el aumento del mototaxismo, que también ha golpeado la economía de los taxistas.

En Barranquilla no se registraron protestas, y en el área metropolitana de Bucaramanga, tampoco. Hace una semana, sin embargo, los taxistas de la capital de Santander realizaron una manifestación contra el servicio de Uber, mototaxistas y carros ‘piratas’, que terminó con el compromiso de la Alcaldía de combatir el transporte ilegal.

EL TIEMPO