Archivo

Tres lecciones que deja la condena contra Samuel Moreno

El exalcalde se enfrenta a una pena de 24 años de cárcel. Es investigado en otros dos procesos.

notitle
08 de marzo 2016 , 01:13 p.m.

Casi cuatro años y medio después de la captura de Samuel Moreno Rojas, la justicia emitió la primera condena en contra del exalcalde de Bogotá por el escándalo de la contratación. (Lea también Primera condena contra el exalcalde de Bogotá Samuel Moreno).

En el sentido del fallo, dado a conocer este martes, el juez 14  de conocimiento dijo que a Moreno "no le importó el daño que ocasionó (con su actuación) porque tenía un interés económico". La Fiscalía pidió que sea condenado a 24 años de cárcel por la gravedad de las conductas cometidas, solicitud que será evaluada por el juez al tasar la pena.

La sentencia se da en el proceso que la Fiscalía le sigue por las irregularidades en los contratos de servicio de ambulancias. El exalcalde enfrenta otras dos investigaciones por el llamado 'carrusel' de contratos en la capital. (El contrato de ambulancias por el que fue condenado Samuel Moreno).

Estas son tres lecciones que dejan la sentencia y el proceso contra Moreno.

1. El sistema penal acusatorio funciona

A pesar de la cascada de recursos interpuestos por las defensas, que dieron pie a dilaciones incluso de meses, con la condena de Samuel Moreno se cierra el círculo principal de involucrados en el megadesfalco a Bogotá que ajustan sentencias en contra. El exalcalde mayor, su hermano Iván, los Nule, el exsecretario de Salud Héctor Zambrano y varios exconcejales y excontratistas ya tienen definida su situación jurídica de fondo, y con decisiones en contra. En algo más de cinco años desde que estalló el escándalo, el sistema de justicia logró algo pocas veces visto: llevar a la cárcel y luego imponer sentencias contra responsables de delitos de cuello blanco que, históricamente, habían logrado eludir a la justicia. El mensaje de fondo con este caso es que no siempre la justicia es para los de ruana.

2. Hay condenas, pero falta mucho por hacer

Como en el caso de Samuel Moreno, otros protagonistas del escándalo ajustan sentencias por apenas uno de varios de los procesos que tienen en contra. Puntualmente, a Samuel Moreno le quedan pendientes los casos de la calle 26 y la malla vial, en los que los desfalcos contra la plata de todos los bogotanos sumaron decenas de miles de millones de pesos, según la justicia. Así, la Fiscalía todavía debe asegurar las sentencias en esos casos y, tan importante como esto, consolidar la recuperación de la plata robada persiguiendo los bienes malhabidos, muchos de los cuales estarían en manos de testaferros y en el exterior. En el mismo sentido, hay empresarios repetidamente mencionados por la misma Fiscalía como partícipes en los hechos delictivos que aún siguen en etapa de declaración. Y del anunciado proceso del 'carrusel nacional' derivado de los negocios en todo el país que tenían los primos Nule tampoco volvió a hablarse. Todos estos son capítulos pendientes.

3. La corrupción sigue siendo un enemigo poderoso

Lo que dejan claro todos los procesos del 'carrusel' de contratos en Bogotá es la existencia de una bien aceitada red de corrupción que, promovida o tolerada por empresarios privados, se extendió a la Alcaldía de Samuel Moreno, al Concejo de Bogotá y a los organismos de control como la Contraloría Distrital y la Personería. Fue una verdadera 'empresa criminal' diseñada para desfalcar el erario y garantizar impunidad. Y si bien este caso terminará con condenas, hay centenares de investigaciones pendientes en todo el país que no despegan a pesar de que tienen años en los anaqueles judiciales.

JUSTICIA