Archivo

El trabajo pendiente es grande con los TLC

Con el río Magdalena, Barranquilla debe convertirse en la Capital de los Tratados Comerciales.

18 de abril 2012 , 08:10 p.m.

El trabajo pendiente es más grande que lo conseguido hasta ahora de cara a los tratado de libre comercio con otros países, pero al menos en el caso del de Estados Unidos, que entra en vigor el 15 de mayo, se acabaron los pretextos: hay que comenzar a exportar.

Pero no se trata de hacerlo a la loca. En el caso del Atlántico, por ejemplo, un estudio encargado por el Comité Intergremial a la entidad investigadora Fundesarrollo, identificó un grupo de 16 sectores industriales, entre los que se destacan bebidas, crustáceos, carne, pescado, lácteos, muebles, panadería, plásticos, e productos a base de hierro y acero entre otros.

Ocurrió durante el evento de análisis y exposición ExpoProBarranquilla, que se realizó hasta el martes en el salón Jumbo del Country Club, y que fue organizado por la agencia de promoción Probarranquilla, donde tienen asiento un centenar de empresas y entidades locales.

La advertencia del director de Fundesarrollo, Ricardo Plata, es que tengan en cuenta no solo el tema arancelario, sino las medidas no arancelarias que pueden ser diferentes según sea el estado a donde llegaría el bien y pueden dificultar las cosas.

El trabajo, sin embargo, está concentrado en productos, y la recomendación de Fundesarrollo es hacer algo parecido con los llamados cluster (aglomeración de sectores afines) e incluso, hacer un análisis más enfocado.

Y también toca, a su juicio, continuar con los talleres y los estudios para seguir enteniendo el TLC con Estados Unidos, que es complejo es sus alcances.

En la logística, tema medular del encuentro, se insistió en la necesidad de articular las modalidades de transporte aprovechando la ubicación privilegiada de la ciudad, al lado del río Magdalena, y como auténtica puerta de entrada al Caribe, como insinuó Edgar Higuera, de la Cámara de Logística de la Andi.

Al entregar su resumen de cierre el martes por la noche, el presidente de Promigas, Antonio Celia Martínez Aparicio, resaltó la necesidad de que el río se convierta en la gran autopista fluvial para conectar a la Costa con el interior, e insistió en un tema que se volvió recurrente durantee el evento: Barranquilla tiene que ser la capital nacional de los tratados de libres comercio, tal como lo expresaron, el primer día, tanto la alcaldesa de Barranquilla, Elsa Noguera, como el ministro de Comercio, Industria y Turismo, Sergio Diazgranados.

Como cierre, Celia insistió en la necesidad de aplicar estándares internacionales para medir y mejorar nuestra educación superior, y que hay suficiente dinero tanto desde entidades como el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), como de los fondos de adaptación, y las regalías para sacar adelante obras, "el reto es formular proyectos viables y muy bien analizados", dijo Celia.

JAVIER FRANCO ALTAMAR
REDACTOR DE EL TIEMPO
BARRANQUILLA