Archivo

Lula Da Silva gana premio por lucha contra la pobreza

Expresidente de Brasil recibió el Premio Internacional Cataluña concedido por el gobierno catalán.

notitle
02 de abril 2012 , 08:07 p.m.

El presidente de la Generalitat (Ejecutivo de esta región del noreste español), Artur Mas, que presidió el jurado, hizo pública la concesión, por unanimidad, de este galardón que distingue a aquellas personas cuya trayectoria contribuye a promover los valores culturales, científicos o humanos en todo el mundo.

En este caso, según Mas, se eligió a Lula por sus esfuerzos para enfrentarse "con imaginación y coraje a la pobreza y la desigualdad", políticas, agregó, que han favorecido la creación de una importante clase media en Brasil. "Lula puso las bases para el crecimiento económico de Brasil y entendió, él que tenía pasado sindicalista y muy de izquierdas, que si no había crecimiento económico no habría reparto de riqueza", señaló Mas sobre la trayectoria del líder brasileño y su lucha "contundente" contra la pobreza y el analfabetismo.

Mas señaló que el jurado quiso destacar también el carácter personal de expresidente brasileño, quien aceptó y agradeció por carta el galardón y que anunció que, si su salud se lo permite -acaba de superar un cáncer de laringe-, estará presente en la entrega del premio en Barcelona, el próximo mes de junio.

En la misiva de agradecimiento, que leyó el propio Mas, Lula reconoce que se encuentra en unos días "muy especiales" por su estado de salud y que la concesión del premio, que acepta con "alegría y orgullo", le tomó por sorpresa. "Una conquista como ésta refuerza mi convicción en la importancia de luchar por una sociedad más justa y democrática, sin hambre y miseria", señala el expresidente en su carta.

En la misiva, Lula recalca que el premio, que aumenta los vínculos entre Cataluña y Brasil, no es sólo un reconocimiento para él "sino para todos los brasileños y las brasileñas".

El Premio Internacional Cataluña está dotado con 80.000 euros (unos 106.000 dólares) y la escultura "La clau y la lletra", de Antoni Tàpies.

El presidente delegado del Premio, Xavier Rubert de Ventós, explicó en un acto celebrado en la galería Gótica del Palau de la Generalitat que a la convocatoria de este año habían concurrido 177 candidaturas y que el nombre de Lula, que había sonado ya en anteriores ediciones, había ganado peso una vez dejada la presidencia de Brasil.

Rubert de Ventó aseguró que el jurado, formado por una quincena de personalidades, tuvo en cuenta la trayectoria vital y política de Lula, que posibilitó una "transformación de una izquierda ideológica y doctrinaria hacia una fuerza más pragmática que radical", así como "la capacidad de hacer una política popular sin caer en el populismo".

"Defendemos la misma política de creación económica y de empleo, porque nos inspira el mismo sentido de justicia y ética social, de que la gente que está en pobreza pueda salir", subrayó por su parte el presidente regional catalán, para quien los gobiernos de Lula no estuvieron lejos de la línea de la política europea tradicional de apoyo a los sectores más desfavorecidos.

Lula sucede en el premio al escritor japonés Haruki Murakami, ganador en la edición del 2011.

CON EFE